Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La UD Alzira cuenta con Ponz aunque no es segura la continuidad del técnico

Ambas partes se citan tras las vacaciones estivales Hay voluntad de renovar a casi toda la plantilla

La UD Alzira cuenta con Ponz aunque no es segura la continuidad del técnico

La UD Alzira cuenta con Ponz aunque no es segura la continuidad del técnico

La UD Alzira que encabeza el presidente, Javier Pérez, tiene intención de asumir un proyecto continuista que pueda contar con la presencia del cuerpo técnico dirigido por Dani Ponz y con buena parte de la plantilla que esta temporada ha conseguido llegar a la última ronda de la fase de ascenso a Segunda División B y ganar la fase valenciana de la Copa Federación. Según explicó ayer en exclusiva a Levante-EMV el máximo dirigente de la entidad, «es momento ahora de relajarse y vivir unas pequeñas vacaciones. Estamos saturados de fútbol después de lo que pasó el otro día. Con Dani Ponz existe una magnífica relación y yo personalmente cuento con él ya que hemos compartido cosas muy especiales durante estos años. Seguro que hay varios equipos que lo pretenden y nosotros respetaríamos su decisión».

Por su parte, el entrenador de Sollana también adujo ayer que es momento de imponer distancia sobre la temporada para realizar un buen análisis de lo sucedido. «Mi voluntad es poder hablar con el presidente y la directiva para conocer el diseño de la próxima temporada y a partir de ahí dialogar. A mí me queda un año de contrato y si me hubieran dicho lo que iba a vivir en estas temporadas pasadas, yo hubiese pagado por entrenar a la UD Alzira. Sin embargo, hay mucho que hablar».

Asimismo, la directiva, inicialmente, cuenta con buena parte de la plantilla. «Si yo fuese entrenador renovaría a todos los jugadores por lo que han hecho esta temporada. Pero no lo soy y por lo tanto tendremos que hablar con el entrenador», explicó Pérez. Ayer existía cierta reticencia a hacer balance del año. Estaban muy vivos los recuerdos del sábado, cuando el San Roque de Lepe consiguió subir a Segunda División B al ganar en el Luis Suñer Picó 1-2, con un segundo tanto que llegó dos minutos después del tiempo oficial de la prórroga, en el 122.

Protesta contra el árbitro

Los aficionados, como también algunos representantes de la UD Alzira, protestaron enérgicamente por la actuación arbitral. Fue decisiva la jugada del penalti que acabó con la expulsión de Valiente. Según protesta el club blaugrana, el causante del penalti (según se observan también en los videos televisivos disponibles) fue Joan Onrubia. Sin embargo, el colegiado interpretó que había sido Valiente, mostrándole la segunda amonestación amarilla. A instancias del colegiado asistente, corrigió la decisión y amonestó a Onrubia con amarilla. Sin embargo, no le quitó la tarjeta al centrocampista de Alzira, aduciendo que se la había mostrado por protestar. Algunos representantes del club y aficionados pidieron a la federación que analice la jugada para, quizá, tomar medidas contra el colegiado responsable.

«Los jugadores, que tienen 23 o 24 años, no merecían un final así. Fue un desenlace terrorífico, enormemente cruel, sobre todo porque el San Roque de Lepe no tuvo ocasiones hasta el minuto 75, cuando se marcó un punto de inflexión», reflexionó el entrenador blaugrana, Dani Ponz.

La plantilla celebró ayer una cena para cerrar la temporada y acometerá ahora alrededor de un mes de vacaciones antes de empezar la que será la pretemporada de la campaña 2014-15.

Compartir el artículo

stats