08 de abril de 2020
08.04.2020
Levante-emv

Almussafes elimina la tasa por la ocupación de dominio público local para bares y restaurantes

También se suprime se el límite de dinero por el que pueden aplicarse las tramitaciones de expedientes de fraccionamiento / Se amplía de 10.000 a 30.000 euros el importe de la deuda a partir de la cual se exigirá la aportación de aval

08.04.2020 | 20:06
Uno de los últimos plenos que se celebró antes de que se decretase el estado de alarma.

La Comisión Municipal de Cuentas, Hacienda, Patrimonio y Empleo del Ayuntamiento de Almussafes ha aprobado hoy una serie de medidas tributarias con el objetivo de facilitar el pago de impuestos a la ciudadanía y a las empresas situadas en la población con motivo de la crisis generada por la pandemia de coronavirus. La mayor parte de ellas están relacionadas con la ampliación de las circunstancias en las que es posible acogerse al fraccionamiento para la liquidación de los correspondientes recibos. Su aplicación está sujeta a su aprobación definitiva por parte del pleno de la corporación municipal en una sesión que se celebrará próximamente.
Así, se elimina el límite de dinero por el que pueden aplicarse las tramitaciones de expedientes de fraccionamiento, que hasta ahora era de 600 euros. Asimismo, se amplía de 10.000 a 30.000 euros el importe de la deuda a partir de la cual se va a exigir la aportación de aval, con lo que se equipara al importe que establece la Agencia Estatal de Administración Tributaria (AEAT). De esta forma, se agilizará la tramitación y la posibilidad de conceder dichos fraccionamientos.
Otra de las medidas adoptadas por la corporación municipal en relación con el pago de tributos es la eliminación del límite de 3.000 euros en el caso de los fraccionamientos de recibos de cobro periódico del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) y del Impuesto de Actividades Económicas (IAE). En este último caso, el aplazamiento tan solo cabe hasta el 20 de diciembre, dado que el periodo de cobro está fijado a finales del ejercicio. Esta decisión se ha tomado, como indican desde el Ayuntamiento, para facilitar el pago de impuestos a las empresas de los dos polígonos industriales situados en el término municipal.
"Nuestro objetivo es facilitar al máximo el pago de impuestos en un momento en el que hay muchos cierres forzosos de negocios y ERTE aprobados como consecuencia de la pandemia de coronavirus que estamos sufriendo. Somos conscientes de las dificultades económicas a las que van a tener que enfrentarse la ciudadanía y el tejido empresarial y por eso queremos aligerar esa carga", resalta la concejala de Hacienda, Mar Albuixech.

Terrazas y marquesinas
La Comisión de Hacienda también ha aprobado la derogación de la tasa por la ocupación del dominio local durante todo el 2020 en lo que respecta a la colocación de mesas, sillas, toldos y marquesinas, "una manera de ayudar a reactivar el negocio de bares y restaurantes, uno de los sectores que más pueden sufrir las consecuencias económicas del Covid-19", resalta la edil.
Finalmente, se ha añadido una disposición transitoria a la ordenanza fiscal reguladora del impuesto sobre el incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana (plusvalía) por la que se amplían los plazos para cumplir con las obligaciones y deberes tributarios derivados de esta norma como consecuencia de la limitación de la libertad de circulación de las personas establecida en el Real Decreto del 14 de marzo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook