30% DTO ANUAL 24,49€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Análisis

Militantes a examen

Seis votantes de PP, Compromís, Cs, PSPV, UP y Vox responden a un formulario común en clave municipal

Militantes a examen

Militantes a examen

Los titulares dicen que son tiempos convulsos para la política, lo que ha refrendado el número de ciudadanos que deciden seguir a pies juntillas el discurso de sus representantes políticos. La diseminación actual de los bloques ideológicos en un mayor número de formaciones políticas hace difícil decantarse por una sola. El fantasma (aún presente) de la corrupción en algunos partidos también fomenta la premisa que fue siempre mantra en esto de la política: aquello de que «todos los políticos (y políticas) son iguales». Un batiburrillo de elementos que hace que cada vez sea más difícil encontrar militantes en las formaciones. Entre los perfiles de los pocos que quedan se encuentran aquellos que cantan, como una lección recién aprendida, el lema de sus representantes. También los hay que son algo más críticos y difieren en algunas cuestiones.

Levante-EMV ha hablado con militantes y simpatizantes de aquellas formaciones políticas que obtuvieron representación en las pasadas elecciones del 28A. Se tratan de Germán (PP), Andreu (Compromís), Ignacio (Ciudadanos), Mayte (PSPV), Pablo Miguel (Unides Podem) y Gemma (Vox). Cómo cabía esperar, los militantes del bloque de derechas clamaban por la liberalización. Nada de que el consistorio meta las narices en temas como la prohibición de la tauromaquia, el idioma en las escuelas o la regularización de los pisos turísticos. Que «cada uno haga lo que quiera con sus propiedades», dice Ignacio.

Por el bloque de izquierdas, Andreu, Mayte y Pablo Miguel optan por la «participación ciudadana», el «consenso» y la regularización administrativa en según qué temas. Como el cese de nuevas licencias de los pisos turísticos para evitar que esto afecte al derecho a la vivienda, que el consistorio no permita la entrada de la Senyera en la Catedral por el 9 d'Octubre, pues, dicen, «las creencias religiosas forman parte del ámbito privado y no público»; o que el consistorio no pueda dotar de recursos públicos a eventos como la tauromaquia porque el «animalismo ya es imparable».

El tema estrella de algunas formaciones políticas durante esta campaña (y parte de la legislatura), el carril bici, se desinfla con sus militantes. Si bien es cierto que tanto Gemma, como Ignacio o Germán justifican la polémica del anillo ciclista, no respondieron lo mismo al preguntarles por cuáles creen que son los principales problemas que tiene la ciudad. En su gran mayoría, todos los militantes (indiferentemente de su ideología) hicieron alusión a la pobreza, a la desigualdad entre barrios y clases sociales, o la burbuja del alquiler. También nombraron la suciedad de las calles, pero ni rastro del carril bici. Incluso Ignacio, militante de Ciudadanos (Giner ha sido muy duro con las políticas de movilidad durante toda la campaña), asegura que le parece «algo increíble» y «perfecto» que València apueste por la bici.

Mientras algunos critican con cierta «suavidad» que el consistorio cuelgue la bandera LGTBI en el Ayuntamiento, Gemma saca la línea más radical del partido en el que milita al afirmar que esto «ofende a muchos valencianos». Aunque para otros, como Andreu, esto «nos hace mejores a todos como sociedad».

Las preguntas

1.¿Cuáles son los principales problemas que tiene la ciudad de València?

2. ¿Está justificada la polémica del anillo ciclista?

3. ¿La Senyera debería entrar en la Catedral de València con motivo de la celebración del 9 d'Octubre?

4. ¿Consideras que se adoctrina a los niños y niñas en las escuelas públicas con el valenciano y la imposición idiomática?

5. ¿Ves en la tauromaquia maltrato animal? ¿El ayuntamiento debería prohibir los festejos taurinos?

6. ¿La falla municipal debería seguir contando con artistas vanguardistas o volver a los estilos más costumbristas?

7. ¿Cómo deberían gestionarse los pisos turísticos desde el punto de vista municipal?

8. ¿Cómo valoras que la bandera del arcoiris se cuelgue en el balcón del Ayuntamiento el Día del Orgullo y que el alcalde reciba a colectivos LGTBI?

9. ¿En qué debería invertir el ayuntamiento la partida económica del Pacto de Estado contra la violencia de género?

Las respuestas

Germán (PP)

49 años, expresidente de cocemfe

"Joan Ribó solo ha gobernado y ha hecho gestos para los suyos"

Como persona con movilidad reducida lo que más me preocupa es la poca accesibilidad que hay en muchas zonas. También veo más personas durmiendo en la calle y creo que los servicios sociales deberían actuar mejor.

Como he dicho antes, yo lo vivo en primera persona. València todavía no es una ciudad totalmente accesible y no creo que contribuya a mejorar la movilidad decisiones políticas, como ciertos carriles bicis, que se han hecho sin los informes de la Policía Local y Bomberos.

Rotundamente, sí.

Yo apuesto por el trilingüismo. Que se enseñe en valenciano, castellano e inglés y que los padres tengan libertad educativa, tanto si quieren un colegio público o concertado como si optan por una línea en castellano o en valenciano. No hacerlo es imponer.

Que te voy a decir si mi tío era torero. El Ayuntamiento debe dar libertad.

Todo cabe en las Fallas. Es arte, tradición y cultura.

Debe haber una regulación y una inspección seria, no lo que se ha hecho en los últimos años que es prácticamente nada.

El alcalde debe gobernar para todos los valencianos y el ayuntamiento debe ser la casa de todos. Me parece bien que se reciban a todos los colectivos pero a todos es a todos. Ribó no ha sido un ejemplo de ello. Sólo ha gobernado y ha hecho gestos para los suyos.

En ayudas directas a las víctimas, a ellas y a sus familias. Ayudas para la inserción laboral y para atención psicológica. Todo apoyo para las mujeres que sufren este terrorismo es poco. Hay que centrar todos los recursos económicos en ellas.

Andreu (Compromís)

30 años, agente creativo

"Debe ser compatible el 'me gusta conducir' con el 'me gusta respirar'"

El precio de la vivienda. No me gusta ver a grandes fondos que en su vida han pisado esta ciudad comprando fincas enteras y expulsando a vecinos.

En la pregunta anterior, vecinos de otras ciudades habrían contestado que la contaminación. Debe ser compatible el «me gusta conducir» con el «me gusta respirar», que es hacia donde va la Europa que piensa en las siguientes generaciones y no en las siguientes elecciones.

La Profesión Cívica del 9 d'Octubre, como su nombre indica, es algo cívico, es decir, de toda la ciudadanía tenga la fe que tenga, o no tenga ninguna.

Como relato de fantasía, me gusta más Harry Potter. Cualquier valenciano sabe que hace un siglo aquí no se escuchaba casi castellano y ahora es al revés.

Me alegró que dejaran de haber animales en las ferias. De pequeño sufría viendo a un burro dando vueltas en 3 m2 durante horas. Con la tauromaquia, en todos lados irá pasando igual. El animalismo ya es imparable.

Es una forma de proyectar al mundo nuestra fiesta. Para gustos, colores, pero es positivo que en Fallas haya variedad, innovación y mucha sátira.

Con una regulación que equilibre una balanza que está extremadamente del lado de la turistificación y no de los inquilinos que vivimos aquí. Me gustan las experiencias de economía colaborativa en las que viajas a casa de alguien pero no que se hayan aprovechado de esto grandes fondos de inversión.

Después de siglos de silencio y humillación empieza a salir el sol. Y esto nos hace mejores a todos como sociedad.

En prevención y atención.

Ignacio (Ciudadanos)

24 años, desempleado

"Este año, la falla municipal me pareció una auténtica desgracia para la vista"

La suciedad en las calles de determinados barrios.

Para mí no. Que una ciudad como València apueste por la bici me parece algo increíble. Tenemos un clima perfecto para ello y la bici siempre es avanzar. Quizás en algunos tramos se podría mejorar pero la bici, siempre en mi ciudad.

La Real Senyera es uno de las mayores emblemas que tenemos los valencianos. Así que si hay parte de la sociedad valenciana que quiere que la Senyera entre en la Catedral no soy nadie para ir en contra.

Lo desconozco porque no tengo gente cercana que estudie en escuelas públicas. Pero viendo los partidos que nos gobiernan y viendo en lo que se ha convertido Cataluña no me extrañaría nada que quisieran hacer una Cataluña 2.0 aquí.

La tauromaquia es algo que no apoyo y no me gusta, pero respeto a quien le pueda gustar. Por tanto, creo que el Ayuntamiento no es quien para prohibir este tipo de festejos. Si no te gusta, no vayas.

Si es para hacer las fallas que han hecho hasta ahora prefiero continuar con estilos costumbristas. Este año sin ir más lejos, la Falla del Ayuntamiento me pareció una auténtica desgracia para la vista. Dicho esto, apostar por modernizar las fallas no es malo, siempre que se haga algo decente.

El Ayuntamiento no debería hacer nada. Cada uno que haga lo que quiera con sus propiedades.

El Ayuntamiento debe de ser la casa de todos los valencianos. Igual que ayuda a colectivos afines a él que lo haga con los que no lo son tanto.

En más medios económicos para evitar que las víctimas vuelvan a sufrir violencia.

Mayte (PSPV)

52 años, técnica de gestión cultural

"La senyera no debería entrar a la Catedral el 9 d'Octubre, las creencias son privadas"

La limpieza. También existe una gran diferencia en función del barrio y de su ubicación: centro y periferia. Y requiere de soluciones en movilidad y vivienda.

Creo que el anillo ciclista es necesario. Sin embargo, conviene apostar por el máximo consenso. No podemos criminalizar a quien utilice el coche. Hay que dar alternativas desde el transporte público y los vehículos compartidos.

No. El 9 d'Octubre es una fiesta laica y la Senyera representa a todos. Las creencias religiosas forman parte del ámbito privado y no público.

En ningún caso. Existen dos lenguas cooficiales y es necesario que ambas lenguas se estudien en las escuelas públicas.

En mi opinión no, pero entiendo y respeto a quien piense lo contrario. Creo que afecta a una sensibilidad que no tiene que ver con tu afiliación política.

València debe apostar por la innovación y la creatividad y dar voz a los nuevos talentos que representan esa vanguardia.

Se ha avanzado mucho este mandato y València cuenta con una de las normativas más restrictivas de España. En Ciutat Vella no se dan licencias, en el Cabanyal se ha limitado muchísimo y las exigencias del PGOU lo limitan.

Me parece muy acertado. En política la coherencia es muy importante y no se debe ni se puede ocultar las múltiples formas de vivir la sexualidad que tienen las valencianas y los valencianos.

Sin duda en las mujeres. Debería destinarse a mayores recursos para las mujeres víctimas de violencia machista (centros de acogida en coordinación con la Generalitat, programas de empleo y formación) y en seguridad para poder hacer efectiva la protección integral a su integridad física y moral.

Pablo miguel (Unides- Podem)

19 años, estudiante de política

"No se puede dar recursos públicos a eventos donde el toro muere en la plaza"

La desigualdad. Tenemos una ciudad con mucho potencial, pero se ha ido desarrollando sin la participación de la gente y se han agudizado los desequilibrios entre barrios.

Hay que atender las demandas de las personas que apuestan por un medio sostenible de transporte y no solamente de quienes utilizan el coche. Pero si hay quejas acerca de algunos carriles bici, siempre se deben atender.

La celebración del 9 d'Octubre no tiene que entender de religiones. Todas las personas, creyentes o no, tenemos el mismo derecho de celebrar esa fecha.

Utilizar la palabra «adoctrinar» da a entender que el valenciano sirve como instrumento de manipulación, cuando su misión como lengua es comunicarnos y aprender de su cultura.

Que la tauromaquia se haya considerado una tradición aumenta la complejidad con la que tratar el tema, pero no tiene que ponernos una venda en los ojos sobre lo que realmente significa. No se puede dar recursos públicos para eventos donde el toro acaba muriendo en la plaza.

A mí sí que me gustan las últimas fallas municipales, pero creo que sería interesante tratar de hacerlo más participativo.

Se tendría que frenar la concesión de nuevas licencias hasta que se lleve a cabo un plan en el que se estudien los efectos que tiene sobre el derecho a la vivienda.

Este tipo de actos son positivos y necesarios. Es una muestra de apoyo del consistorio hacia la igualdad y la puesta en valor de la diversidad de la sociedad.

Se tendría que invertir en todas las áreas del ayuntamiento para luchar contra el machismo de forma transversal y construir una ciudad feminista.

Gemma (Vox)

29 años, médica

"El ayuntamiento no debería colgar banderas LGTBI, ofende a muchos valencianos»

Que cortan las calles del centro contínuamente por manifestaciones, maratones y no hay forma de llegar. Que las tiendas del centro, pagan muchos impuestos y cada vez que cortan las calles pierden dinero. Que las calles no están tan limpias como antes...

Sí, los carriles bici han convertido el tráfico de València en un caos.

Por supuesto. Es una tradición. Los valencianos queremos que siga entrando nuestra senyera. El Ayuntamiento de Ribó se mete en cosas que no debería...

Sí. Les enseñan catalán. Esa no es la lengua que hablan mis abuelos.

Creo que el ayuntamiento debería dedicarse a otras cosas y no a prohibirlo todo. Que respete la libertad y al que le gusten los toros que vaya. Además hay mucha gente que vive de eso y es una tradición.

A mí me gustan más las fallas de antes, las tradicionales, con críticas a famosos, a políticos...

Yo creo que debe haber pisos turísticos como en todas las ciudades europeas, pero respetando el descanso de los vecinos. Sin permitir hacer fiestas.

El ayuntamiento debería dedicarse a solucionar problemas y bajar impuestos, no a colgar banderas de los edificios públicos que ofenden a muchos valencianos.

En ayudar a las familias, no en asociaciones donde muchos de los expertos no tienen ni siquiera el título ( médicos o psicólogos) como se ha visto en Andalucía... y donde el dinero no llega a la mujer maltratada.

Compartir el artículo

stats