Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El ayuntamiento venderá 27 de los 119 pisos que tiene en el Cabanyal

Se incluyen 18 inmuebles permutados con Plan Cabanyal

Obras de rehabilitación de un inmueble perteneciente al Ayuntamiento de València en El Cabanyal, en una imagen de archivo. | GERMÁN CABALLERO

La sección de Patrimonio del Ayuntamiento de València ha concluido el catálogo municipal de inmuebles del Cabanyal, que son pisos y casas que se adquirieron en gran parte en la época de Rita Barberá con el objetivo de derribarlos y llevar a cabo la prolongación de la Avenida de Blasco Ibáñez hasta el mar. Además, están los solares que se adquirieron también en el Marítimo con los mismos fines de desarrollar el fallido plan urbanístico. El resultado de este catálogo es que el consistorio cuenta con un total de 62 edificios y de 119 inmuebles: pisos y casas, vinculados a estas fincas. Además, se han contabilizado 83 solares edificables, de los que 59 ya tienen destino definido y 24 están libres aún. Una de las principales conclusiones de este estudio realizado por los técnicos es que casi la mitad de los 119 pisos comprados en tiempos del PP están para rehabilitar y reformar,

La concejala de Patrimonio Municipal, Isabel Lozano, ha señalado que es «la primera vez que el ayuntamiento realiza un análisis exhaustivo de las propiedades que tiene en el Cabanyal». En concreto, se ha efectuado «un estudio detallado de todas y cada una de las propiedades municipales en el barrio». En cada una de las viviendas y de los solares «se ha hecho una visita y una valoración de su estado y su situación». Además, «se han tomado decisiones sobre qué hacer con cada uno de los inmuebles». Así, se ha analizado el gasto público que supondría rehabilitar en cada una de estas propiedades y el beneficio que tendría en la ciudad para tomar decisiones sobre su futuro.

De los 119 inmuebles municipales que hay en el Cabanyal se ha optado por vender 27 para que empresas o particulares puedan adquirirlos y encargarse de su rehabilitación y puesta en valor. En concreto, estas viviendas se encuentran en las calles Vidal de Canelles (6), Barraca (4), Padre Luis Navarro (3), Escalante (2), Francisco Eximenis (2), José Benlliure (2), Progreso (2), San Pedro (2) y Reina, por citar algunos ejemplos.

Para rehabilitar, se van a destinar 55 inmuebles, que están ubicados en 19 fincas del barrio. En particular se va a hacer una actuación notable en 14 viviendas de la calle Vidal de Canelles, de 3 edificios distintos. En Barraca, en otras 4; en Escalante, 2; así como en otros puntos de José Benlliure, Sol, San Pedro o Progreso. En toda la zona está previsto efectuar una permuta con la sociedad Plan Cabanyal, también municipal, para que 3 de estas propiedades pasen a Patrimonio y se puedan reformar.

Sin embargo, hay otro grupo de 18 pisos y casas que están incluidas en los 119 sitos en el Cabanyal que van a pasar a la concejalía de Patrimonio, cuya titularidad se va a permutar también con la empresa pública Plan Cabanyal Canyamelar. Buena parte estos inmuebles se hallan en la calle Juan Mercader (4), en Mediterráneo (3), en Padre Luis Navarro (2) o en San Pedro (2), por citar algunos casos.

También hay otro grupo de estos bienes municipales que su uso futuro está por determinar. Suman 19 viviendas -ubicados en 9 inmuebles-, que todavía no están adscritas a ninguna delegación o empresa pública municipal a efectos de un destino claro. Así, se pueden citar 7 pisos en Bloques Portuarios; y 9, en Ángeles 35, solo que en este último edificio aún está pendiente de confirmarse la compra de las viviendas 3 y 4. Lozano concluye que en el ayuntamiento «tenemos un plan para el patrimonio municipal que tenemos en el Cabanyal, que no está abandonado ni es un caos». Con este catálogo, se tiene una visión clara de cuántas de estas propiedades se pueden destinar a mejorar el parque de vivienda pública municipal.

Compartir el artículo

stats