El Gulliver ha reabierto hoy sus puertas con normalidad tras la reparación de las grietas que aparecieron la pasada semana en el muñeco gigante. Las imperfecciones surgidas hace algunos días, tras la gran reforma acometida durante este año, eran "pequeñas grietas que precisaban de pequeñas reparaciones", tal como afirman fuentes municipales.

33

El Gulliver reabre sus puertas Eduardo Ripoll

Las últimas reparaciones se llevaron a cabo ayer, viernes, y las mismas fuentes confirman que se dejaron dos toboganes cerrados para que "se asentase bien el material y la pintura". Hoy vuelve a su completa normalidad.

Grietas en la estructura

Tan solo un mes después de la reapertura definitiva del Gulliver, que pasó un año cerrado por una reforma general, aparecieron grietas en su estructura. El Ayuntamiento asegura que están investigando las causas de la aparición de estas grietas. "Hemos concertado una reunión con la dirección de obra y la empresa constructora para ver qué ha podido pasar y evitar en el futuro nuevos desperfectos".

El Gulliver

La obra, llevada a cabo durante un año, costó un millón de euros y "por eso hay que exigir la máxima perfección en su ejecución". "Desde el Ayuntamiento de Valencia estamos vigilantes de que esto sea así y, si surgen más desperfectos, la obra está en garantía y se tienen que reparar a costa de la empresa constructora".

El Ayuntamiento asegura que "va a buscar todas las explicaciones para averiguar qué ha podido pasar".