11 de diciembre de 2015
11.12.2015
Proyecto

Los gestores del «Veles e Vents» ultiman el proyecto de ejecución de obras

El despacho madrileño Labmatic es el encargado de la remodelación del edificio icono de la marina real

11.12.2015 | 04:15
Los gestores del «Veles e Vents» ultiman el proyecto de ejecución de obras

La Unión Temporal de Empresa (UTE) formada por la empresa cervecera Heineken y el grupo La Sucursal, que cuenta con una estrella Michelín, para la gestión privada del Veles e Vents ha dejado en manos de la empresa Labmatic, con sede en Madrid, el proyecto de ejecución de la remodelación del edificio icono de la Marina Real Juan Carlos I. En el rediseño del edifico, explicaron fuentes de Heineken, se tendrán en cuenta a diseñadores y proveedores valencianos con el propósito de potenciar desde el primer momento la economía valenciana.

Las mismas fuentes explicaron que el proyecto de ejecución de la remodelación se está ultimando para empezar a tramitar a la mayor brevedad posible las licencias de obras y actividades. El Veles e Vents es un edificio singular, diseñado por el afamado arquitecto David Chipperfield, en el que se invirtieron 35 millones de euros, que ahora tendrá que adaptarse a los usos culturales, gastronómicos y formativos que impulsan sus nuevos gestores. La previsión de la empresa concesionaria durante los próximo siete años del edificio es abrirlo a lo largo del primer semestre de 2016.

Fuera de la gestión privada se ha quedado el aparcamiento del Veles e Vents, que seguirá siendo gestionado de manera directa por el Consorcio Valencia 2007. El aparcamiento ofrece, hasta el momento, dos horas de estancia gratuita a los usuarios.

Los gestores del Veles e Vents aseguran que la intención es mantener al menos el mismo nivel de ingresos que tenía hasta ahora el Veles e Vents, que tras la Copa del América se dedicó a la organización de eventos y congresos.

La propuesta de Heineken y la Sucursal para dinamizar el Veles e Vents y la marina real aúna cultura, formación y gastronomía „en el edificio habrá tres restaurantes y una escuela de hostelería„ y contará con la colaboración de la Universitat de València para albergar una de las sedes del primer grado de Ciencias Gastronómicas de una universidad pública en España.

La escuela de hostelería acogerá durante el curso académico a los 50 alumnos del grado, así como un proyecto dedicado a la investigación y la divulgación de la cultura gastronómica mediterránea.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook