Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Abuelos 2.0, la tercera edad en la era de internet

La UJI conmemora el día de internet con una charla del profesor Francesc Esteve dirigida al alumnado de la Universitat per a Majors

Abuelos 2.0, la tercera edad en la era de internet

Internet también es para la tercera edad. De hecho, los creadores de las grandes compañías tecnológicas ya pintan canas. Tim Berners-Lee, considerado el padre de la web; Radia Perlman, la ingeniera de redes conocida como la madre de internet; o Robert Kahn, quien inventó la tecnología para transmitir información por la red junto a Vinton Cerf, vicepresidente de Google, son algunos de los ejemplos que utilizó ayer el profesor Francesc Esteve en una charla en Castelló para demostrar que las nuevas tecnologías «no son sólo cosa de jóvenes».

Así lo trasladó a los estudiantes de la Universitat per a Majors de la UJI que asistieron al acto en la Llotja del Cànem con motivo del día de internet. Todos ellos, mayores de 55 años, tienen móvil y acceso a la red, aunque sólo la mitad se atreve a dar el salto a Facebook o Twitter. Son un reflejo de lo que ocurre a nivel global. Según las estadísticas presentadas por el profesor de la Universitat Rovira i Virgili, el 90 de las personas mayores utilizaron el móvil en los últimos tres meses. La cifra es significativamente menor en cuanto al uso del ordenador, que cae al 60 por ciento, y más reducido aún es el porcentaje de mayores que compran por internet -sólo lo hace el 25 por ciento-.

Aún así, estos datos constatan que la competencia digital de las personas de la tercera edad es cada vez mayor. «El 50 por ciento domina bastante bien internet», señaló el experto, quien resaltó la importancia de este fenómeno teniendo en cuenta que buena parte de la población mayor vive en un entorno rural.

Cualquiera en su casa ha podido notar el cambio. Llega un día en que los abuelos se interesan por saber cómo se usa el Whatsapp y al poco tiempo ya están creando grupos de conversación, mandando fotos y enviando mensajes con emoticonos. «El de la cara con la sonrisa es el que más usamos», señalaba un hombre del público mientras el profesor les mostraba distintos iconos que han pasado a formar parte del imaginario colectivo: todos supieron reconocer sin problema el símbolo de la batería baja, el hashtag o el doble check que aparece en la pantalla cuando el interlocutor recibe el mensaje.

¿A qué se debe esta integración de la tercera edad en las nuevas tecnologías? Uno de los factores que han influido son los nietos. Las generaciones más jóvenes, que se han criado en la era digital, han tendido «un puente con los mayores», señaló Esteve. Antes era impensable ver a una persona de la tercera edad jugando a un videojuego y ahora se divierten con el Candy Crush. La tecnología forma parte de sus hábitos de vida: su dispositivo favorito es el móvil, muy por delante del ordenador o la tablet, y suelen usar internet para buscar información o para resolver problemas habituales. También consumen contenidos audiovisuales en la red.

Compartir el artículo

stats