Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Aumentan los accidentes de motoristas y ciclistas en la red autonómica

El último informe sobre las carreteras de la Generalitat desvela que los siniestros totales bajan, pero aumentan los de usuarios vulnerables

Un Guardia Civil de Tráfico.

Un Guardia Civil de Tráfico.

Los accidentes con víctimas de ciclistas y motoristas fueron los únicos que aumentaron en 2019 en la red de carreteras autonómicas, previo a la pandemia. Según un informe de Seguridad Vial que recientemente ha elaborado la Dirección General de Obras Públicas, Transportes y Movilidad Sostenible, en 2019 se produjeron un total de 2.914 siniestros en las carreteras de la Generalitat, con un saldo de 29 fallecidos, tres menos que el ejercicio anterior. Sin embargo, el número de víctimas graves aumentó de 132 a 145. Las cifras dan como resultado la probabilidad de que se produzca un muerto por cada 100 accidentes.

La red de carreteras autonómica comprende 2.741,7 kilómetros, de los cuales 303,5 km son vías de gran capacidad y 2.438,2 son vías convencionales. Con una intensidad media diaria de 5.863 vehículos/día, por la red de la Generalitat circularon 5.856,9 millones de vehículos por km en el año 2019, cifra superior a la del año 2018.

La siniestralidad de las carreteras autonómicas presenta una clara diferencia en función del tipo de vía. Así, las carreteras convencionales, que representan un 89 % de la longitud total de la red de la Generalitat, y por las cuales se realiza menos de la mitad del kilometraje anual recorrido, acumulan el 74 por ciento de los accidentes con víctimas (1.702) y el 62% de los fallecidos en el año 2019 (22). Las vías de alta capacidad (autopistas, autovías, convencionales desdobladas) presentan, en contraposición, mucho mejores índices de siniestralidad, con 1.212 accidentes con lesionados y 5 muertos.

Comparado con los 99 fallecidos en accidente que se produjeron en 2019 en todas las vías valencianas (tanto las del Estado, las autonómicas, las de las diputaciones y las locales), en las carreteras de la Generalitat se produjeron casi uno de cada tres siniestros mortales. La muestra es representativa en el conjunto de la siniestralidad de las vías valencianas.

Bajan en turismos y camiones

Mientras los accidentes con víctimas de turismos, camiones y otros vehículos especiales descendieron respecto al año anterior (2018) y las furgonetas mantuvieron la misma cifra, los de los usuarios más vulnerables continuaron creciendo. Así los ciclistas envueltos en un siniestro aumentaron un 24,4 por ciento y los motoristas un 3,4 %. En cambio, los atropellos a peatones cayeron un 3,4 por ciento, los choques de coches bajaron un 12,9 % y los accidentes de vehículos pesados descendieron un 36,5 %.

Los accidentes de usuarios dos ruedas motorizadas no han dejado de crecer desde 2011, mientras que los ciclistas lograron un descenso en 2018 (-15,6), pero en el ejercicio siguiente recuperaron la tendencia habitual con un fuerte incremento de 24,4 por ciento.

Los siniestros con motocicletas y ciclomotores representan el 30 % del total de accidentes con víctimas en las carreteras autonómicas sobre el resto de siniestros con lesionados, el 28% de los fallecidos y el 36% de los heridos graves. En cuanto a los siniestros con implicación de bicicletas, estos representan el 10 % de los accidentes con víctimas, el 3% de los fallecidos y el 14% de los heridos graves.

Si nos fijamos en el tipo de usuario, el 34 % de los accidentes con víctimas en el año 2019 fue con vulnerables, es decir, ciclistas, motoristas y también los peatones. Se denominan así por estar más expuestos a sufrir lesiones que aquellos conductores de coches, camiones o furgonetas. Sin embargo, los «reyes» de la accidentalidad continúan siendo los vehículos, que acumulan más de la mitad de los siniestros.

El análisis de los accidentes realizado para el año 2019 se constata que los principales problemas de seguridad vial en la red de carreteras de la Generalitat son las colisiones frontolaterales o laterales y los alcances (50 % de los accidentes con víctimas), seguidas de las salidas de vía (31%). Los vuelcos o caídas en la calzada representa el 10 por ciento de los accidentes, mientras los golpes frontales son el 4 % y los atropellos a personas solo el 2 %.

Compartir el artículo

stats