Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Consell iniciará acciones legales contra la compra de Ribera Salud de todas las acciones del hospital de Dénia

La Abogacía de la Generalitat advierte de que la operación es irregular dado que era obligatorio que la autorizara Sanidad. Los trabajadores lamentan la "pasividad" de la Generalitat: "Las empresas han hecho y deshecho como han querido"

La consellera de Sanidad charla con los representantes de los trabajadores

La consellera de Sanidad charla con los representantes de los trabajadores

El Consell iniciará acciones legales contra la compra por parte de Ribera Salud de las acciones de DKV en el departamento de salud de Dénia. La Abogacía de la Generalitat Valenciana está ahora preparando un informe sobre qué acciones puede tomar la conselleria de Sanidad para intentar anular esta operación. La consellera de Sanidad, Ana Barceló, que ha estado hoy en el hospital de Dénia y se ha reunido con el comité de empresa y la junta de personal, ha dicho que la Abogacía ha emitido un primer informe en el que advierte de que esta compra de acciones, con la que Ribera Salud ha tomado el control absoluto de este departamento de salud, es irregular.

"Las empresas tenían la obligación de obtener una autorización expresa de la conselleria de Sanidad y nos enteramos de la operación por la prensa", ha señalado Barceló, que ha afirmado que ella no podía concretar qué acciones legales va a iniciar el Consell. "Nos lo dirá la Abogacía de la Generalitat", ha señalado.

La consellera ha apuntado también que el departamento recuperará la gestión pública cuando en enero de 2024 acabe la concesión. "En ese momento le comunicaremos a la empresa las normas de reversión".

El comité de empresa y la junta de personal no han salido muy satisfechos de la reunión. "Sí, la consellera nos ha explicado que van a tomar las acciones legales que les marque la Abogacía de la Generalitat, pero consideramos que tienen la herramienta de revertir ya la concesión", ha manifestado la presidenta del comité de empresa, Ana Barquín, que el Consell dejó pasar la oportunidad de comprar por 18 millones de euros las acciones. "Ahora nos dicen que no quieren gastar dinero público y que van a seguir la hoja de ruta y a esperar a que acabe la concesión. Eso sí, ya no hablan de empresa pública; la gestión será directa".

Representantes del comité de empresa y de la junta de personal de Marina Salud A. P. F.

Barquín ha precisado que "la parte social le critica a la administración su pasividad" en esta operación por la que Ribera Salud se ha hecho con las acciones de DKV y con el control absoluto del hospital. "Las empresas han hecho y deshecho como han querido". Ha lamentado que Ribera Salud "ha invadido el hospital y se ha quedado y no ha pasado nada".

Compartir el artículo

stats