Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ontinyent aparta a la contrata de las zonas verdes al subir el precio un 34%

El consistorio asume temporalmente el servicio y a los trabajadores tras rechazar la «abusiva» reclamación de la empresa, que había sido amonestada por las deficiencias en la prestación

Operarios del servicio de conservación de espacios verdes, en un parque de Ontinyent. | LEVANTE-EMV

El Ayuntamiento de Ontinyent ha decidido asumir por gestión directa el servicio de conservación y mantenimiento de los espacios verdes y el arbolado urbano después de que la empresa adjudicataria haya reclamado un incremento de precios del 33,85 % para continuar con la prestación. Aunque el contrato con la mercantil había expirado, el consistorio había solicitado una nueva prórroga de medio año con tal de tener tiempo para formalizar la nueva concesión, que está en vías de adjudicarse en breve.

El equipo de gobierno, sin embargo, ha rechazado de plano las exigencias económicas de Actúa, Servicios y Medio Ambiente, SL, por considerarlas «inviables» y «abusivas». De esta manera, a partir del lunes el personal de la contrata comenzará a trabajar para el consistorio, que se encargará de dar continuidad a las actuaciones previstas en las zonas verdes de la localidad hasta que la nueva empresa escogida por concurso esté en condiciones de tomar el relevo, previsiblemente dentro de seis meses. Los cambios fueron abordados en el pleno municipal de ayer.

La regidora de Sostenibilidad, Sayo Gandia, recalca que la propuesta de la anterior contratista «no respondía a criterios reales de actualización de precios», puesto que su reclamación se hubiera traducido en un desembolso anual de 1,15 millones de euros, cuando el nuevo pliego del servicio fija el coste en un máximo de 950.000 euros al año. Las fricciones entre la corporación municipal y Actúa han sido constantes en los últimos años. En 2021, la empresa fue sancionada por incumplir el contrato después de acumular varios informes desfavorables de la inspección municipal. «Partíamos de una base de desconfianza porque venimos padeciendo una serie de deficiencias por su parte:no han prestado el servicio de la forma lo suficientemente óptima y eficiente como para estar contentos», resume Gandia.

Con la gestión directa de la conservación de los espacios verdes y el arbolado, la concejalía también pone el foco en la necesidad de garantizar una buena relación con los trabajadores, proporcionándoles «una seguridad y una estabilidad que posiblemente con la empresa no tendrían», ahonda la regidora. Todos los operarios serán subrogados, conservarán los mismos derechos laborales establecidos en el convenio que rige este tipo de contratos y se respetará su antigüedad.

Nueva maquinaria

Por otro lado, Gandia avanza a Levante-EMV que se va a destinar una partida extraordinaria para la adquisición de la maquinaria necesaria y el alquiler de vehículos bajo la modalidad de «renting» con el objetivo de asegurar la continuidad en la prestación del servicio y el cumplimiento de la hoja de ruta trazada. Dada la premura de los cambios, todas las concejalías y departamentos implicados en el cambio han recibido la orden de agilizar la tramitación del procedimiento para que este lunes pueda ponerse en marcha el nuevo servicio temporalmente municipalizado.

Actúa se adjudicó el contrato en 2017 y desde enero seguía gestionándolo bajo una prórroga. La firma se apoyaba en un informe de la Universidad de Elx y en la escalada de precios para justificar su reclamación. Pero el consistorio ve desproporcionada la subida planteada.

Compartir el artículo

stats