Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Solo una veintena de ayuntamientos aprueban en transparencia urbanística

Un estudio de la Conselleria de Politíca Territorial revela la falta de información y las dificultades de accesibilidad en los portales municipales

En verde las localidades que aprueban y en naranja y rojo, las que suspenden. | CONSELLERIA DE POLÍTICA TERRITORIAL

La transparencia de los ayuntamientos a nivel urbanístico sigue dejando mucho que desear. Es la conclusión que se desprende de un reciente estudio practicado por la Conselleria de Política Territorial después de analizar los portales web de los 542 municipios de la Comunitat Valenciana. En la Costera, la Canal y la Vall d’Albaida, solo 23 de los 61 consistorios de las tres comarcas han superado el examen con una nota que les sitúa en un rango de transparencia entre medio y muy alto. El resto necesita mejorar mucho para alcanzar los estándares exigidos: están en parámetros bajos o muy bajos por su índice de opacidad.

Los portales de otros 23 ayuntamientos no ofrecen ninguna información urbanística y en ellos ni siquiera podían consultarse sus planeamientos municipales en el momento del estudio. En este listado rojo figuran las poblaciones de Montitxelvo, Estubeny, Cerdà, Castelló de Rugat, Montaverner, Millares, Llocnou d’en Fenollet, la Granja de la Costera, Bicorp, Bufali, Benissuera, Benissoda, Benicolet, Beniatjar, Bellús, Anna, Aielo de Rugat, Rugat, Vallada, Terrateig, Sempere, Salem, Quesa, Pinet, El Palomar y Otos. También suspenden por la poca información global ofrecida o por la confusión de sus portales los municipios de Fontanars, Agullent, Carrícola, Llutxent, Montitxelvo, Navarrés, Chella, Bolbaite, la Pobla del Duc, Ràfol de Salem, la Font de la Figuera, Canals o la Llosa de Ranes.

El estudio elaborado por la conselleria incluye una ficha de cada localidad, con las características y circunstancias que se dan en cada caso, después de evaluar cuestiones como los medios personales o los técnicos informáticos de los que dispone cada ayuntamiento. El cuestionario también responde a preguntas como si la web municipal dispone de un área urbanística para la difusión ordenada y estructurada del planeamiento urbanístico municipal, si se muestran los documentos técnicos completos, las memorias, las normas urbanísticas y los planos en un formato adecuado y si se proporcionan datos sobre la tramitación y aprobación de los proyectos de urbanización. En el caso del Ayuntamiento de Xàtiva, por ejemplo, solo aparece el Plan General, aunque su portal aprueba en el examen global con un suficiente. En cambio, en Canals la web municipal obtiene una mala valoración por la complejidad para acceder a la información urbanística y la falta de datos.

Acceso poco fluido

Entre las localidades que obtienen la mejor calificación figuran Ontinyent, Aielo de Malferit, Benigànim o El Genovés. El portal de la capital de la Vall d’Albaida es valorado positivamente tanto en cuanto a la información urbanística que proporciona como a la forma en que se muestra, de manera instituitiva, fácil de encontrar y de consultar. Junto a Ontinyent, solo cumplen con el nivel de exigencia en estos dos apartados las corporaciones de Bèlgida, Guadassèquies, El Genovés, Vallés y Enguera.

Los portales municipales de Llanera de Ranes y Cehalla han sacado un «bien» en el nivel de documentación ofrecida, aunque el acceso a la misma resulta más complicado y se les ha puntuado con un «regular» en este capítulo del examen. En cambio, Montesa, la Llosa de Ranes, Torrella, Rotglà, Quatretonda, Novetlè o Alfarrasí ofrecen la información de manera accesible pero esta resulta demasiado incompleta.

Compartir el artículo

stats