Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Las empresas valencianas ya buscan más titulados en FP que universitarios

La covid aumenta la demanda de técnicos así como de profesionales relacionados con la sanidad

Taller de formación profesional en el centro Xabec, de València, en una imagen reciente. | D. TORTAJADA

Taller de formación profesional en el centro Xabec, de València, en una imagen reciente. | D. TORTAJADA

Mientras se celebran estos días las pruebas de acceso a la universidad (la denominada prueba EBAU), quizás muchos estudiantes no han caído en la cuenta de que se está produciendo un importante punto de inflexión en el mercado laboral de la Comunitat Valenciana, entre otras causas, a raíz de la pandemia. Los titulados universitarios dejan de ser los más demandados en las ofertas de empleo realizadas por las empresas durante 2020 y ya son superados por los que optan por la formación profesional (FP). Así lo certifica el informe que acaba de publicar Infoempleo y Spring Professional, la firma del grupo Adecco especializada en consultoría de selección de mandos intermedios.

Durante el último año, el primero marcado por el impacto de la covid-19, casi un tercio (en concreto, un 32,1 %) de las ofertas empresariales ha recogido entre sus requisitos que el candidato cuente, como mínimo, con una titulación universitaria, proporción que se ha reducido 5,8 puntos porcentuales respecto al ejercicio de 2019, que rozaba el 38 %. Además, en la Comunitat Valenciana la formación universitaria se demanda en las ofertas de empleo por debajo de lo que se hace de media en España, donde este es un requisito incluido en el 33,7% de las vacantes. Por su parte, los graduados en FP representan ya el 43 % de las ofertas empresariales.

En estos tiempos de transformación de la economía, de digitalización y globalización, las empresas requieren personal cualificado en ámbitos industriales y de servicios y por eso las especialidades de FP más requeridas son las de administración y gestión, que acaparan el 15,3 % del total de ofertas de empleo, seguidas por las de electricidad y electrónica (9,6 %), así como las de la fabricación mecánica (7,4 %).

Mientras tanto, administración y dirección de empresas (ADE) es la carrera con más salidas profesionales en la autonomía, ya que el 11,75% de las ofertas de empleo que requieren estudios universitarios la exige. De hecho, el porcentaje de ofertas ha vuelto a subir ligeramente: 0,17 puntos porcentuales con respecto al año anterior.

Las otras dos titulaciones que más crecen son de la rama sanitaria, clara consecuencia de la crisis del coronavirus. Se trata de enfermería, que se coloca segunda (9,3%); y medicina, que alcanza la tercera posición al aumentar su presencia en 3,4 puntos porcentuales para quedarse con el 4,82% de las ofertas (un año atrás era la titulación que más bajaba en el «ranking»).

Entre las cinco carreras con más salidas laborales se encuentran también ingeniería industrial (cede una plaza a pesar de incrementarse ligeramente su presencia en la oferta de empleo), con un 4,59%, e ingeniería informática (que baja tres posiciones), con un 4,54% de la oferta para titulados universitarios.

Niveles de empleabilidad

Mención especial merecen los empleos en educación y pedagogía, pues crecen su presencia 0,9 puntos porcentuales hasta el 1,84% de las ofertas y es la tercera titulación que más crece en un año en el que los profesores han sido muy demandados debido a los desdobles de aulas para evitar contagios de covid-19. Por el contrario, economía pasa a ser la que más baja su presencia con una reducción de 1,27 puntos para quedarse en el 0,87 % de las ofertas.

El informe de Adecco revela que el mayor o menor atractivo que puede alcanzar una titulación para una empresa, es decir, su nivel de empleabilidad, «depende de varios factores que ocurren de forma simultánea, como la relación entre la tipología de estudios y los puestos ofertados en ese momento, el equilibrio entre la oferta y la demanda de titulados en esa área o el grado de experiencia acumulada por el candidato», asegura.

Humanidades: en horas bajas

En ese sentido, se pueden establecer tres grandes categorías en la relación entre titulados universitarios y ofertas de empleo. Con las carreras cuyo porcentaje de titulados es superior a su demanda en el mercado laboral, y que apenas figuran entre las 50 titulaciones universitarias más demandadas por las empresas, figuran los estudios de artes y humanidades, y también de algunas titulaciones de carácter jurídico-social como geografía e historia, ciencias políticas y comunicación.

La segunda categoría sería la de las titulaciones de empleabilidad media. Cuentan con un porcentaje de titulados moderado y una demanda media en el mercado laboral. Son algunas titulaciones del ámbito científico-sanitario, como fisioterapia o farmacia y algunas técnicas, como química o ingeniería eléctrica.

Y la tercera es la formada por titulaciones con gran demanda de empleo. Se caracterizan por una alta presencia en la oferta y un volumen bajo de titulados. En este grupo se localizan una gran parte de las ingenierías, especialmente las tecnológicas como ingeniería informática e ingeniería de telecomunicaciones. También hay otras como ingeniería industrial.

Compartir el artículo

stats