Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ouigo apostará en su línea con València por mantener Chamartín sobre Atocha

La firma, que empezará el 7 de octubre con esta nueva conexión, asegura que será su base de futuro por su cercanía al corazón financiero y a Barajas

Así es Ouigo, el tren de alta velocidad y bajo coste que llegará en octubre a València

Así es Ouigo, el tren de alta velocidad y bajo coste que llegará en octubre a València LMV

Para ver este vídeo suscríbete a Levante-EMV o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Así es Ouigo, el tren de alta velocidad y bajo coste que llegará en octubre a València Juanma Vázquez

El próximo 7 de octubre Ouigo, el tren de alta velocidad y bajo coste bajo cuya marca opera en España la Sociedad Nacional de Ferrocarriles Franceses (SNCF), comenzará a operar en la línea Madrid-València con billetes desde 9 euros. En concreto, la salida de sus máquinas desde la capital se realizará desde la estación de Chamartín-Clara Campoamor, una base que, según explicaron a este diario los principales responsables de la firma ferroviaria, será «estratégica y de futuro». Así, esta no cambiará como destino final aunque se culmine la ampliación de Atocha –que prevé añadir al actual sistema de seguridad histórico español, el LZB que tiene la estación, el sistema europeo de gestión del tráfico ferroviario (ERTMS)– debido a la situación preferencial en la capital que la marca ve en Chamartín. La Generalitat se ha quejado en las últimas semanas de que este verano los AVE desde València no lleguen a Atocha, por la ampliación de esta estación céntrica, y sean derivados a la más periférica de Chamartín.

En concreto, entre los factores que apuntaron en Ouigo a esta elección está su cercanía al centro financiero madrileño –según apuntó el director comercial de la compañía, Federico Pareja, un tercio de sus clientes estimados podrían viajar por motivo empresarial– y su conexión con el aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas, lo que atraería también a un viajero que quiera partir de la capital rumbo, por ejemplo, a los países americanos.

Pero más allá del atractivo empresarial, la llegada de Ouigo a València supone la primera muestra de la liberalización de la alta velocidad en territorio valenciano. No en vano, en la presentación ayer de la línea en la estación València-Joaquín Sorolla, la directora general Hélène Valenzuela destacó el «hito importante» que supone la llegada a València y que el «gran ganador de la liberalización es el viajero y el tren como medio de transporte».

Con sus tres idas y vueltas entre València y Madrid, Ouigo –que opera con trenes de doble altura, teniendo la mayor capacidad del mercado español con 509 plazas, y que generará 1.300 empleos entre directos e indirectos– ofertará a pleno funcionamiento hasta 21.400 billetes semanales (1,1 millones al año), que se sumarán a los que actualmente ya tiene disponibles en la línea con Barcelona para rozar las 70.000 plazas semanales.

Ante esta perspectiva y respecto a su modelo de precios desde 9 euros que atraerán también a familias o jóvenes, Valenzuela destacó que están ofertando «muchas plazas» porque «necesitamos que los trenes vayan llenos para hacer una economía de escala y que los precios –en un momento marcado por la subida imparable de los costes energéticos– sean sostenibles en el tiempo».

Renfe unirá el este y el norte peninsular con alta velocidad

Las obras en el túnel de Adif AV –y sus alrededores– que une Chamartín y Torrejón de Velasco (Madrid) han sido las causantes de los retrasos en la llegada de Ouigo a València. Sin embargo, la operatividad desde hoy de este paso, traerá también otras novedades para la Comunitat Valenciana. Según anunció ayer Renfe, este permitirá enlazar el este peninsular y el norte con alta velocidad. En concreto, permitirá una reducción de 36 minutos en el tiempo de viaje en el Alvia Alicante-Santander en dirección Alicante y 15 minutos en dirección Santander. En el trayecto Castelló-València-Gijón se recuperan hasta 33 minutos.

Compartir el artículo

stats