Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista | Amparo Cabrera

"A los partidos de izquierdas les gustan y se ríen con los llibrets"

"A los partidos de izquierdas les gustan y se ríen con los llibrets"

"A los partidos de izquierdas les gustan y se ríen con los llibrets"

Amparo Cabrera ha conseguido, a sus 50 años, el primer premio extraordinario Bernat i Baldoví del concurso de «llibrets» de fallas que convoca Lo Rat Penat. Ella y Elena Casas han copado los primeros puestos de un certamen de poesía que tradicionalmente ha estado dominado por hombres. Amparo repite porque en 2011 ya consiguió este galardón.

¿Cómo llega usted al mundo de los «llibrets» falleros?

Yo tengo mi trabajo, concretamente una empresa de trajes de comunión y boda. El mundo de la poesía es más que una afición para mí, es como mi segundo oficio. Yo me considero poetisa. Formo parte de la falla Santiago Rusinyol-Conde de Lumiares desde hace mucho tiempo, pero y llevo escribiendo poesía festiva desde 2006. No es mucho tiempo, pero fue empezar y en poco me he convertido en una enamorada de la poesía festiva. Además, también hago «llibrets» para otras fallas.

¿Qué representa el galardón?

Para mi representa mucho. Una ilusión más porque mi hija es fallera mayor de mi falla este año. En el mundo de la falla después del premio al monumento, este es el más importante. Me ha hecho mucha ilusión.

¿Le parece adecuado un concurso con casi cien premiados?

Al principio quedábamos a cenar todos los poetas que nos presentamos al concurso en un restaurante de la ciudad pero poco a poco la cosa fue creciendo y al final es un poco marabunta porque vamos los poetas y muchas fallas. Pero pienso que es una manera de reconocer el trabajo, muchas veces altruista, que hacemos. Te dan un «palet» o estandarte y eso le hace ilusión a todas las fallas.

¿Cree que el concurso de Lo Rat Penat tendrá futuro si cambia el color político en el gobierno de la ciudad?

Creo que eso no influye. Me da igual criticar a unos que a otros. Si lo hacen mal se les criticará igual. No son premios que dependan del apoyo de la administración. Durante el franquismo estos premios estuvieron vigentes, con o sin censor no lo sé, pero se siguieron haciendo «llibrets» de fallas. Y también a los partidos más de izquierdas les gustan y se ríen con los «llibrets».

¿Qué opina del discurso de la alcaldesa en la «crida» y la controversia del caloret?

No creo que que tenga que opinar de esto.

Compartir el artículo

stats