25 de mayo de 2020
25.05.2020
Levante-emv
Coordinación

Las familias vulnerables a las que atiende Cruz Roja de Paiporta se multiplican por siete

El consistorio evalúa con esta entidad y con Cáritas el desarrollo de la pandemia y cómo afecta a los sectores con menos recursos

25.05.2020 | 19:00
Reunión presencial en Paiporta.

El Ayuntamiento de Paiporta y las entidades de atención a personas en situación de vulnerabilidad del tercer sector (Cruz Roja y Cáritas) se han reunido en la casa consistorial para evaluar las primeras semanas de declaración de estado de alarma y alerta sanitaria, y el impacto que ha tenido sobre las familias con dificultades económicas.

El encuentro ha estado presidido por la alcaldesa de Paiporta, Isabel Martín, acompañada por el concejal de Bienestar Social, Sanidad y Salud, Rafa Gadea, y responsables de las entidades implicadas, además de personal técnico municipal.

Desde el inicio de la pandemia, el consistorio se ha volcado en la ayuda a todas las entidades del tercer sector que actúan en Paiporta, tanto Cruz Roja como las tres asambleas locales de Cáritas. De hecho, el ayuntamiento les ha avanzado la subvención anual para que pudieran atender la emergencia social prevista por los efectos de la crisis, con un dispendio global de 46.000 euros para los diferentes programas que llevan a cabo. Además, en el caso de Cruz Roja, el consistorio cedió a la entidad las instalaciones del CEIP Rosa Serrano para el almacenamiento de 27.000 kilos de alimentos y productos de higiene destinados al reparto para las familias vulnerables de toda la comarca, que quedó centralizado en Paiporta.

La primera conclusión general es que el impacto de la crisis se ha notado en el volumen de atención de las entidades del tercer sector. Así, la agrupación de Cruz Roja de Paiporta ha multiplicado por siete la atención a familias paiportinas en situación de vulnerabilidad. En concreto, antes de la declaración del estado de alarma y la alerta sanitaria por el coronavirus Covid-19, Cruz Roja atendía a 64 familias. Actualmente son un total de 457. En cuanto a la actividad de Caritas, el impacto no ha sido tan alto, aunque las tres agrupaciones locales continúan realizando una labor de ayuda imprescindible con la atención a unas 200 familias.

Además de evaluar el trabajo realizado hasta ahora, el encuentro también ha servido para diseñar la atención en el futuro, y buscar sinergias entre la administración local y estas entidades, que llevan a cabo una "tarea insustituible", y a las cuales el ayuntamiento puede derivar los casos más urgentes. "La prioridad del gobierno es atender a las personas sobre las cuales ha impactado la crisis con mayor fuerza, y para llevar adelante este trabajo, es imprescindible la colaboración de las entidades del tercer sector, con las cuales tenemos una total sintonía y buena coordinación", ha explicado la alcaldesa, Isabel Martín.

El concejal de Bienestar Social, Rafa Gadea, ha destacado que "el contacto con Caritas y Cruz Roja es continuo y fluido, y saben que nos tienen a su disposición para el que necesiten". Gadea ha concluido que "el reto de hacer frente a toda la emergencia social de esta crisis es compartido, y con la unión entre la administración y el tercer sector garantizamos una atención completa a las personas y familias en situación de vulnerabilidad". El contacto entre el Ayuntamiento y estas entidades se mantendrá en el futuro y se irán adaptando las políticas y los recursos a las necesidades de cada momento.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook