Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Compromís de Oliva dice que la sustitución de González es «una rabieta» del PSOE

El secretario local, Ferran Escrivà, insiste que, pese a la crisis, seguirán aplicando el pacto firmado hace dos años

El Bloc-Compromís de Oliva ha calificado como «una rabieta política por parte de Salvador Fuster y el PSOE» el hecho de que el alcalde de la ciudad haya relegado al portavoz nacionalista, David González, de la primera a la cuarta tenencia del alcaldía. También será sustituido por la socialista Ana Morell como representante suplente en la Mancomunitat de Municipis de la Safor.

Para Ferran Escrivà, secretario del Bloc-Compromís de Oliva, estas acciones «unilaterales» suponen «un incumplimiento claro del pacto de gobierno» que se firmó con el PSOE en julio de 2012 para desalojar al PP de la alcaldía

Ferran Escrivà dijo que la no aceptación del veto impuesto por el partido socialista al Bloc-Compromís en relación a la moción de reconocimiento de los errores en Agua Blanca IV, ha tenido como respuesta socialista «la represalia de quitarle la primera tenencia de alcaldía a David González», y recuerda que Salvador Fuster sí pudo ostentar el segundo cargo en el Ayuntamiento de Oliva mientras González fue alcalde.

El secretario del Bloc Compromís señala que estos cambios se han producido «gracias a la posición de ventaja que confiere la alcaldía de Salvador Fuster en virtud del pacto con Bloc-Compromís».

Finalmente, Escrivá ha recordado que Compromís continuará trabajando por la ciudad con lealtad a las personas de Oliva. «Y lo haremos siguiendo las líneas de las políticas iniciadas hace 2 años, así como el programa de gobierno previsto hasta el final de legislatura. Continuaremos abiertos al diálogo con todas las fuerzas políticas, asociaciones y personas de Oliva, para mejorar nuestra ciudad».

Compartir el artículo

stats