Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Oliva distribuirá el recibo de la basura para que paguen más los grandes productores

El ayuntamiento encarga un estudio que ofrecerá detalles sobre la producción de basura y la cantidad de materiales que se reciclan

Limpieza de contenedores de basura en Oliva. | LEVANTE-EMV

El Ayuntamiento de Oliva, que el próximo año pondrá en marcha una nueva contrata para la recogida de basura, se ha puesto a trabajar en un nuevo sistema para redistribuir las cargas del recibo e impulsar una modificación que hará pagar más a los grandes productores, de manera que, paralelamente, los que generen menos residuos verían reducido la cantidad a abonar.

Con tal propósito, el departamento de Obras y Servicios que dirige el concejal Miquel Doménech ha encargado un estudio sobre la cantidad de residuos que genera el municipio, tanto orgánicos como reciclables.

La intención, señala el concejal, es «preparar una propuesta para distribuir los costes del servicio en la tasa de residuos de la forma más justa posible entre todos». Doménech señaló a este periódico que en estos momentos la gran mayoría de los ciudadanos pagan lo mismo, es decir, 31,04 euros en la tasa municipal de recogida y otros 77,34 por la de valorización de la basura que cobra el Consorcio de Residuos (COR). En total, 108,38 euros que, de cara a años venideros, variará al alza para quienes más produzcan y a la baja para quienes más reciclen o generen menos residuos.

En la reunión para abordar el estudio que determinará cómo redistribuir el recibo de la basura participaron la alcaldesa de la ciudad, Yolanda Balaguer, el concejal Doménech, la concejala de Urbanismo, Ioana Sintimbrean, y el de Comunicación, Josep Escrivà, así como, Miquel Gomis, técnico de Industria, Marta Milvaques, interventora, Andrés Cardona, del departamento de Recaudación, y Antoni Llabrés e Ignasi Puig, responsables de la empresa encargada de dicho estudio.

Tras el encuentro, la alcaldesa olivense dijo que este estudio «es muy necesario» porque permitirá aportar muchos datos para acabar de perfilar la distribución de costes y dejar el camino expedito para poder realizar el nuevo contrato de la basura.

Para la primera autoridad municipal el estudio resultará fundamental para determinar la cantidad de residuos orgánicos y reciclables que produce en Oliva. Además, Yolanda Balaguer dijo que trabajarán para detectar los productores que más residuos generan y, así, «poder realizar una propuesta de distribución de costes más justa».

Esta acción no es nueva. Desde hace muchos años el Consorcio de Residuos, que gestiona las basura de la Safor, la Vall d’Albaida, la Costera, la Canal de Navarrés y el Valle de Ayora, anima a los ayuntamientos que tengan en cuenta el volumen de basura generada como factor fundamental a la hora de aplicar la tasa. Locales comerciales, dependiendo de su superficie y de su actividad, o establecimientos de hotelería sacan cada día una cantidad de residuos mucho mayor que el de una familia, y todavía más si esta es ambientalmente responsable y separa los distintos materiales para reciclarlos, aspecto que, en opinión de todos, debe acarrer una recompensa que se traduce en pagar menos por el servicio prestado.

Compartir el artículo

stats