01 de marzo de 2019
01.03.2019

Disfrutar de la nieve bajo el agua

Los centro termales se han consolidado como una firme alternativa para los que quieren acabar de la mejor manera una intensa jornada de esquí y los que buscan desconectar de la rutina diaria.

01.03.2019 | 04:15
Disfrutar de la nieve bajo el agua

Si por algo se caracteriza el sector del turismo invernal, es por haber sabido evolucionar y reinventarse para quitarse la etiqueta de una mera oferta deportiva para los amantes del esquí. Un escenario en el que el ocio, la gastronomía o la simple huida del estrés diario han ganado protagonismo en la oferta de las estaciones y centros hoteleros de alta montaña.

Y precisamente, en el marco del après ski las propuestas encaminadas a la relajación y el bienestar de los cada vez más numerosos centros termales, cuentan con un creciente número de usuarios. La posibilidad de finalizar la jornada de esquí bajo las cálidas aguas de un SPA se presenta como un más que atractivo aliciente. Un tipo de instalaciones que se encuentran principalmente en los hoteles de las principales estaciones, aunque cada vez más son éstas últimas las que recurren a este reclamo dirigido tanto al cliente de perfil deportivo como al que acude a la montaña para buscar un extra de relajación bajo las máximas comodidades. De esta manera, y bajo un idílico paisaje como es el que ofrece el invierno, el usuario puede disfrutar de todo tipo de tratamientos termales, de masaje y fisioterapia, de cuidado del cuerpo y de belleza, con los que poner el broche de oro a un viaje a la nieve.

Un claro ejemplo de la apuesta por este sector son los Pirineos franceses. Con la inauguración esta temporada del nuevo centro termal Angléo, esta zona pirenaica consolida su liderazgo en «Ski & Spa» con un total de 16 instalaciones, siendo la recientemente puesta en marcha de Les Angles (Pirineos Orientales) una de las más destacadas gracias a sus cuatro piscinas; una principal de 140 m2, la versión «zen» , una para niños y una cuarta situada en el exterior. Este espectacular edificio, con anterioridad conocido como el Espace Bleu Neige, se completa con 2 hammams, 2 saunas, una cueva de sal. el solarium las cabinas para masajes y el bar de té.

Andorra es otro de los puntos de interés con el familiar Caldea y su espacio «only adults» Inúu, el Sport Hotel Hermitage & Spa situado en Soldeu o el Hotel Grau Roig Boutique & Spa. No obstante, la oferta es más que amplia, con otros referentes como el Rafael Hotel by Pla Pleta en Baqueira Beret, El Lodge de Sierra Nevada o el SOMMOS Hotel Benasque Spa, de la estación aragonesa.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook