30 de enero de 2016
30.01.2016

Los barrios con rentas más bajas reciben mayor inversión en la consulta ciudadana

Rascanya supera el medio millón de presupuesto, mientras Benimàmet y Camins al Grau contarán con más de 460.000 euros

30.01.2016 | 04:15

Los barrios con rentas más bajas contarán con mayor presupuesto en el proceso participativo de inversiones para 2016. Por contra, los zonas de la ciudad con más poder adquisitivo o un número de equipamientos más alto, contarán con menos recursos. Los vecinos decidirán el destino de hasta medio millón de euros en Rascanya o Pobles de l'Oest, mientras que Ciutat Vella no llega a los 150.000 euros. El concejal de Participación Ciudadana, Jordi Peris, aclaró que estas inversiones están al margen de las que el consistorio aprobará por asignación directa de cada concejalía.

La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Valencia aprobó ayer el reparto de los 7 millones de euros destinados a las inversiones de los barrios que se someten a la consulta ciudadana. El tripartito baremó la cantidad que recibirá cada distrito en función de un cálculo redistributivo que ha tenido en cuenta la población, la renta per cápita de sus habitantes y una valoración de los equipamientos con lo que actualmente cuentan. «Frente a la política de grandes eventos, este gobierno apuesta por las necesidades reales de los barrios que van a decidir los propios ciudadanos», explicó Peris.

Más apoyo a las pedanías

Rascanya (515.223 euros), Poblats de l'Oest, es decir, Benimàmet (488.542?), y Camins al Grau (468.966 ?) han recibido las mayores asignaciones de presupuesto, aunque el concejal de València en Comú destacó también el caso de los Pobles del Nord, que recibirán 372.378 euros a pesar de su poca población, «pero las pedanías tienen una importante falta de equipamientos y una renta per cápita baja».

En el lado opuesto se sitúan Ciutat Vella con 148.433 euros y Pla del Real con 246.571 euros, donde el nivel de renta, la contenida población o el mayor número de equipamientos respecto a otros barrios ha supuesto que se destine una menor cantidad. Sobre Ciutat Vella, Peris dijo que hay que tener en cuenta que este distrito «tiene previstas otras intervenciones importantes en el presupuesto ordinario, lo que ha sido también tenido en cuenta».

En total, ocho distritos superan los 400.000 euros de inversión, otros siete superan los 300.000 euros y cuatro los 200.000 euros.

Las propuestas vecinales que han pasado los diversos filtros están siendo estudiadas por los técnicos municipales ahora para estudiar la viabilidad y presupuestar cada proyecto. El próximo 15 de febrero se remitirán de nuevo a las Juntas de Distrito donde se terminarán de validar.

A partir del 8 de febrero el Ayuntamiento de Valencia lanzará una potente campaña de comunicación para que los ciudadanos voten las propuestas del distrito en que estén empadronados. El 22 de febrero se iniciarán las votaciones hasta el 4 de marzo. El voto será a través de una web específica en la que se promete un proceso sencillo para los vecinos, o bien de modo presencial en las Juntas de Distrito.

En cuanto al sistema de votación en sí, cada vecino podrá seleccionar los tres proyectos de su distrito que más le gusten. «Y el 4 de marzo „explicó el concejal Peris„ confiamos en que ya tendremos la selección hecha de todos los proyectos que, de acuerdo con la perspectiva de la gente que vive en la ciudad, responda a las necesidades de inversión en sus barrios respectivos».

El l delegado de Transparencia explicó que han sido los propios empleados municipales del Servicio de Tecnologías de la Información y la Comunicación, SERTIC, los que han desarrollado el sistema informático de registro y votación. Se utilizará un mecanismo de autentificación del usuario según los datos del padrón municipal.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook