19 de agosto de 2011
19.08.2011

El valenciano choca con la Justicia

Dos vecinos de Alginet aseguran que una juez de Alzira les conminó a hablar en español y el TSJ lo niega

19.08.2011 | 03:17

Lo que comenzó como un simple percance de tráfico acabó con Vicent Darás, el tío Vicent, un vecino de Alginet de 86 años, ante el juez de primera instancia e instrucción número cinco de Alzira. Era la primera vez en su ya dilatada existencia que tenía que presentarse en una sede judicial.
Bloqueado por la tensión del momento, las invectivas del abogado de la parte contraria y las preguntas del juez, Darás no logró articular palabra alguna en castellano, idioma en el que se dirigían a él la juez y la abogada.
"Sólo me salía en valenciano -explicaba a Levante-EMV- que es la lengua que siempre he hablado en mi casa y en mi pueblo. Ni siquiera me salía decir en castellano que el color del coche era azul, me salía blau".
Darás, al que le asiste el derecho a expresarse en lengua vernacula en la sede judicial porque es oficial, afirma que llegó a sentirse "como extranjero" en su propia casa porque nadie parecía entenderle.
Por eso se queja de no poder usar el valenciano. Asegura que, de alguna forma, le conminaban a hablar en castellano y dice que tenía la sensación de que molestaba cuando lo hacía en valenciano. Lo corrobora su sobrino, Ramón Palanca, quien lo acompañó a declarar al juzgado de Alzira para que no condujera dada su avanzada edad.
El sobrino cuenta que se levantó y pidió a la juez actuar como "intérprete" para que su tío pudiera responder a las preguntas, pero acabó expulsado, según explica. Desde el TSJ aseguraron que nadie que no sea el testigo puede intervenir durante un juicio y que por eso fue expulsado no por hablar en valenciano.
Las mismas fuentes aseguran que en ningún momento se le exigió que hablara en castellano ya que puede hacerlo en cualquiera de las dos lenguas oficiales de la Comunitat Valenciana.

"Eso faltaba, usar un intérprete"
Sin embargo, el sobrino, Ramón Palanca, mantiene su versión de que les conminaron a hablar en castellano y que incluso la juez dijo que "eso faltaba, usar un intérprete por hablar en castellano", explica. Palanca considera que los jueces deberían usar más el valenciano "porque es la lengua mayoritaria aquí en la Comunitat Valenciana".
Los abogados también admiten que el idioma "oficial" de las sedes judiciales es el castellano, que se usa de forma muy mayoritaria en todos los ámbitos de la vida judicial. "Yo creo que los jueces están obligados a conocer el valenciano y deben respetar a quien usa esa lengua porque trabajan para el Estado y su sueldo lo pagamos entre todos", afirma Palanca.

No presentarán una denuncia
Palanca dice que ha pensado en denunciar la situación que vivió en el juzgado de Alzira, pero asegura que no sabe donde hacerlo y que al final "pasado el sofoco inicial" ha preferido dejar la situación como estaba.
"Lo más lógico hubiera sido que la juez aceptara que yo le explicara a mi tío en valenciano lo que estaban diciendo en castellano. "Yo hubiera subido allí y le hubiera ayudado porque estaban preguntándole todo en castellano y él daba la sensación de que no los entendía", relataba.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Heráldica

Los mejores restaurantes en Valencia

¿Conoces la historia y los orígenes de tu apellido? Visita nuestro canal de Heráldica y descarga tu lámina. Si no encuentras tu apellido, pídelo gratis.