Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Medio Ambiente

La cantera de Ontinyent denuncia que un sabotaje provocó el vertido en el barranco del Portixol

Asegura que es «un acto vandálico intencionado» y avanza que hoy comienza a retirar el «chapapote»

El vertido del «chapapote» que ha contaminado el barranco del Portixol en Ontinyent habría sido provocado por un sabotaje a la empresa Guerola, que explota la cantera que ocasionó el desastre ecológico. Así lo ha denunciado la propia empresa, que ayer dijo que ha presentado ante la Guardia Civil una denuncia por sabotaje, ocurrido la madrugada del viernes al sábado, y que causó el vertido de unos 5.000 litros de emulsión, un betún negro que se utiliza para asfaltar las carreteras y que, según Guerola, «no presenta emanaciones peligrosas para las personas».

La magnitud del desastre ecológico provocado por el vertido del producto derivado del petróleo en el barranco del Portixol de Ontinyent ha motivado que el Síndic de Greuges haya abierto una queja de oficio para investigar la actuación de la administración tras los vertidos. José Cholbi quiere conocer «de primera mano» las medidas adoptadas por el Ayuntamiento de Ontinyent y por la Conselleria de Infraestructuras «para instar a la empresa que presuntamente originó el vertido a que limpie de forma urgente el barranco». Tras conocer los hechos a través de los medios de comunicación, el Síndic ha solicitado información a las administraciones afectadas para conocer las acciones que van a emprender para investigar qué ha originado el vertido y para «inspeccionar y acreditar» si la empresa «cumple con las exigencias medioambientales establecidas en la normativa vigente», expone el Síndic en un comunicado.

Compartir el artículo

stats