Ni la temperatura ni las medidas que rigen la rutina son las mismas que en febrero, pero hasta el segundo mes del año ha sido necesario remitirse para encontrar un día en el que se registrasen tantos positivos de covid como los que se notificaron ayer. Casi mil, cifras que hasta hace poco eran más cercanas al resumen semanal de casos que a los positivos notificados en una jornada.

Los 965 nuevos positivos que notificó ayer la Conselleria de Sanidad es el máximo registrado de los últimos cinco meses en un solo día, aunque en la actualización del departamento autonómico se incluían los del domingo cuando no hubo notificación diaria. No obstante, desde el sábado 20 de febrero, cuando se registraron 1.155 nuevos positivos, no se habían superado los 900 casos.

En aquellos momentos, la Comunitat Valenciana se encontraba en descenso desde una tercera ola dramática que batió todos los récords de contagio, hospitalizaciones y letalidad de la covid. En aquellas fechas se seguían notificando más de 60 fallecidos y en las unidades de críticos todavía había más de 300 personas ingresadas con coronavirus.

Los nuevos contagios tienen como principal denominador común la edad. Así, desde Sanidad informaron de que de los casos detectados en las últimas 48 horas, el 52 % de los contagios corresponden a jóvenes de entre 15 y 29 años por el 13 % que se dan en treinteañeros y el 14 % entre los que tienen 40 y 49 años.

El 52% de los contagios registrados en las últimas 48 horas tiene entre 15 y 29 años

Este descenso en la edad media se observa en los brotes registrados, cuatro de ellos de más de 10 casos y donde dos de ellos, uno de 31 casos en Bétera y otro de 10 contagios en València están relacionados con el origen social en personas de entre 16 y 23 años. En los otros dos, uno es de ámbito educativo, con 21 casos en la Pobla de Vallbona con personas de entre los 9 y 50 años y otro de origen social en Utiel con 10 positivos entre personas de entre 4 y 71 años.

El incremento de estos casos sitúan a la C. Valenciana con una incidencia acumulada de 75 casos por 100.000 habitantes en los últimos 14 días, la cifra de transmisión del virus más alta en este indicador desde el 5 de marzo y un 82 % más que la registrada hasta hace dos semanas. También supone dejar atrás la posibilidad de estar en riesgo bajo (por debajo de los 50 casos) y de ser la autonomía con menor incidencia de la península, lugar que ahora ocupa Castilla-La Mancha.

Bajan los ingresos en UCI

El crecimiento de la incidencia acumulada ha traído de la mano un ligero aumento de las hospitalizaciones. Desde el 14 de junio, hace dos lunes, se ha pasado de 105 personas ingresadas en los hospitales con covid a las 126 notificadas ayer, un 20 % más. No obstante, sí que ha habido un descenso en las personas ingresadas en las UCI, al pasar de las 23 de hace dos semanas a las 14 de ayer. Tampoco se notificaron nuevos fallecimientos por lo que el número de decesos por la covid se mantiene en 7.450.