Suscríbete

Levante-EMV

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Galdós y Garay

El escritor del Cabanyal ha confeccionado una «novela por entregas»; un ciclo de narraciones basado en personas y sucesos reales de su propia familia.

y

Rafael Garay (El Cabanyal, 1960) ha sido profesor de fotografía en la Escuela de Arte y Diseño de València. Se ha especializado en archivos fotográficos de aficionados. Desde hace tiempo lleva a cabo una perseverante investigación sobre la memoria fotografíca de su propia familia, vinculada a El Cabanyal desde el siglo XIX hasta el momento presente.

Producto paralelo de ese quehacer, y basándose en un gran acopio de material visual y documental, Garay ha confeccionado una «novela por entregas»; un ciclo de narraciones basado en personas y sucesos reales de su propia familia. Estamos pues ante un ejemplo paradigmático y literal de lo que Sigmund Freud denominaba, en un conocido ensayo, «la novela familiar».

Elche, masones y boticarios

Este primer «Episodio familiar» está situado en la ciudad de Elche entre los años 1814-24, donde se inicia la saga a partir del matrimonio entre un joven boticario y la hija de una familia bienestante de la villa de las palmeras, que por necesidades ideologico-sociales se asentará finalmente en un modesto poblado de pescadores, llamado El Cabanyal.

El relato emplea diversas tècnicas narrativas: la tercera persona, el género epistolar, las alusiones bien documentadas a personajes y hechos históricos del momento.

El volumen viene con una 2º entrega titulada En la que se cuenta de donde le vino a R. La afición por la memoria familiar, que viene a servir como prólogo de los sucesivos Episodios familiares. Aquí el propio Rafael Garay, utilizando una distanciadora tercera persona, relata sucesos, ambientes y persona de su infancia y primera adolescencia que determinaron su pasión por la memoria familiar en sus registros orales, objetuales, fotográficos...

Benimaclet monárquico

En uno de los glosarios que enriquecen este Episodio, se informa de que en el año 1823 escaparon de Elche «el matrimonio formado por el boticario José Morales y su mujer Isabel y cuatro hijos pequeños montados en un carro bien entoldado en el que llevaban útiles propios de una casa y llevados por un buen caballo. En las afueras de Benimaclet ya les avisaron que no continuaran, porque el momento no era propicio para aposentarse en un pueblo en que había la mayoría de «blancos» (monárquicos) y ya se habia dado la voz de que en él quería instalarse un «negro» (liberal). Aún tuvieron valor para llegar a las primeras casas pero no pudieron bajar los muebles y muy deprisa volvieron a València, dirigiéndose luego al Cabanyal donde encontraron acomodo instalando en la calle de San Pedro la primera farmacia o apoteca que conoció ese pueblo.»

Galdos y El Cabanyal

Es evidente la alusión desde su propio título, Episodios familares, al uso del modelo galdosiano de los Episodios nacionales; pero Garay lo aplica a un concreto colectivo familiar y a un determinado espacio afectivo: El Cabanyal de los siglos XIX y XX.

En sus Episodios, Galdós toma un periodo histórico y a partir de ahi crea unos personajes; Garay opera de modo inverso: parte de unos personajes de su famifia –con barniz inevitable de ficción - y de ahi recrea una atmósfera, un determinado periodo histórico. Procedimientos simétricos, pero con «un mismo aire de familia narrativo».

En esta su primera obra, Rafael Garay se muestra como un discipulo solvente de Benito Pérez Galdós.

Pero lo que resulta llamativo de los Episodios Nacionales como de los Familiares es que, a menudo, dan la inquietante sensación de actualidad intacta. Grietas políticas y morales, formas de intolerancia mutua no parecen sólo cosa de un remoto pasado...

Compartir el artículo

stats