El turismo nacional colocó a la Comunitat Valenciana en 2022 a las puertas de los datos prepandemia

Los visitantes en hoteles de la autonomía se sitúan al cierre del año en los 8,7 millones, mientras que las pernoctaciones totales en estos establecimientos crecen un 75 % hasta las 27,2 millones

Jubilados del Imserso durante un viaje el pasado diciembre a Benidorm.

Jubilados del Imserso durante un viaje el pasado diciembre a Benidorm. / David Revenga

La Comunitat Valenciana culminó 2022 con datos turísticos claramente positivos a la espera de un 2023 que puede ser histórico. Tras dos años marcados por las dificultades derivadas de la pandemia, el número de viajeros que escogieron hoteles de la autonomía como destino -según los datos publicados este martes por el Instituto Nacional de Estadística (INE) en su encuesta de Coyuntura Turística Hotelera (EOH/IPH/IRSH)- se situó en 8.787.244, un aumento del 53,78 % respecto a los datos de 2021 (5,7 millones de turistas) y una cifra que con el paso de los meses -en el primer trimestre del año todavía seguían vigentes algunas restricciones por el virus ante el repunte de casos provocado por ómicron- se ha ido situando a las puertas de los registros prepandemia (9,3 millones de visitantes).

El motivo tras este empuje recuperador se relaciona, especialmente, con el turismo nacional. Así, 5,3 millones del total de turistas que optaron por este tipo de establecimientos en la Comunitat Valenciana el pasado ejercicio tenían su residencia en España, quedándose a menos de un 3 % de los datos de 2019 (160.000 personas menos) pero elevando eso sí su crecimiento respecto a 2021 en un 27,1 %. Los extranjeros, lastrados por la menor llegada a comienzos de año, han llegado a los 3,4 millones de turistas con destino valenciano, por los 3,7 millones del curso prepandemia y los 1,4 millones del año anterior.

En cuanto a las pernoctaciones en estos hoteles, la Comunitat Valenciana aumentó el pasado año un 75 % sus datos hasta cerrar en las 27,2 millones de pernoctaciones, dos y medio menos que tres ejercicios antes. De ellas, casi 15 millones fueron realizadas por turistas españoles, mientras que 12,2 millones correspondieron a los visitantes extranjeros. Con estas cifras, sin embargo, la autonomía cerró 2022 con un 57,4 % de ocupación media, dos décimas por debajo del registro nacional (57,6 %). Tres años antes, las plazas llenas en promedio en los doce meses ascendían en la Comunitat Valenciana al 61 %, ocho décimas más que el dato español.

Turistas pasean por Benidorm esta semana.

Turistas pasean por Benidorm esta semana. / David Revenga

Diciembre, muy positivo

Más allá del acumulado, en el mes de diciembre el número de residentes en España que optaron por alojarse en hoteles valencianos ascendió un 2,29 % respecto a 2019 y se situó en los 337.763 turistas. No sucedió lo mismo con los foráneos, con 13.000 personas menos (y 188.875 en total) que en el año precovid.

En cuanto a las pernoctaciones, el último mes del año sí fue similar a los datos prepandemia (1,47 millones de estancias frente a las 1,48 de 2019).

Suscríbete para seguir leyendo