AUTOMÓVIL

Ford permitirá prejubilaciones en Almussafes a partir de los 53 años

La multinacional se abre a ofrecer un complemento a la prestación de desempleo del 70 % del salario hasta cumplir los 57 años

Trabajos en Ford Almussafes, en una imagen de archivo.

Trabajos en Ford Almussafes, en una imagen de archivo. / Miguel Angel Montesinos

Juanma Vázquez

Juanma Vázquez

Avance importante en el expediente de regulación de empleo (ERE) planteado en Ford Almussafes. La multinacional ofreció en la tarde de ayer en una nueva reunión entre empresa y sindicatos rebajar la edad de las prejubilaciones a los 53 años, un cambio trascendental que pedían las centrales para paliar el impacto entre los más jóvenes de la plantilla de un complejo proceso de despidos en la factoría que según se anunció a inicios de marzo afectará a un total de 1.144 personas, casi el 20 % de la plantilla, debido entre otros factores a la desaparición el pasado viernes de las líneas de producción de los modelos S-Max y Galaxy.

La nueva noticia se produce tan solo unos días después de que ya se rebajara esa misma edad a los 55 años, algo que permitía que aproximadamente 700 personas en la fábrica tuvieran la opción de acogerse a esta vía de salida. Ahora, con la nueva propuesta, esta cifra podría aumentar en 100 personas más, según explicaron a este diario. Eso sí, en la reunión de la tarde de ayer, la compañía del óvalo sí anunció a las centrales en un documento que tanto a aquellos trabajadores que tengan actualmente 53 como 54 años se les ofrecerá una prejubilación con un complemento a las prestaciones públicas de desempleo del 70 % de sus salario hasta que cumplan los 57 años, mientras que desde ese momento cobrarían el 75 %.

Salida de trabajadores de Ford Almussafes, en una imagen de marzo.

Salida de trabajadores de Ford Almussafes, en una imagen de marzo. / German Caballero

Sin embargo, en esa propuesta y a diferencia de lo que sucede con edades más avanzadas, la "fecha máxima del abono del Convenio Especial con la Seguridad Social", es decir, del periodo de cotizaciones irá hasta los 61 años en el caso de las prejubilaciones a los 53 y hasta los 62 en el caso de las salidas a los 54 años. Al respecto, el sindicato mayoritario en la planta -UGT- destacó en un comunicado que son condiciones "insuficientes y que se alejan demasiado de una futura jubilación a los 63 años". No en vano, supondría adelantar en hasta cinco años una edad de jubilación que legalmente se sitúa ahora mismo en los 66 años y cuatro meses, una circunstancia que puede tener una merma considerable en el importe de la pensión si no se llegan a los años cotizados necesarios.

Propuesta final

Más allá del asunto de las prejubilaciones, la empresa expresó -según UGT- que de cara a fomentar las salidas de los empleados más jóvenes también "aumentará las cantidades" ofrecidas en un primer acuerdo, condiciones que se situaban en los 45 días por año trabajado con un máximo de 42 mensualidades de salario bruto y 20.000 euros extra si la salida se producía antes del 30 de junio. Falta, eso sí, saber hasta que punto.

Todo es previsible que quede claro hoy, cuando la empresa pretende lanzar en una nueva reunión -la novena, a las 15 horas- su propuesta de acuerdo final. Ante este movimiento, la central ugetista insistía este lunes en un comunicado en que espera "que la dirección haya entendido nuestros argumentos y mejore" tanto las condiciones de las prejubilaciones como de las salidas entre los más jóvenes con el fin de "evitar así cualquier situación no deseada".